Archivo por días: 12/10/2013

10 de diciembre: Día de los Derechos Humanos

Hoy es el Día de los Derechos Humanos en recordación a la fecha del 10 de diciembre de 1948 en que la Asamblea General de las Naciones Unidas aprobó la Declaración Universal de los Derechos Humanos, a la cual se acogieron todos los países del orbe.

Son partes fundamentales de esa Declaración los derechos a la libertad, a la vida, a la educación, a la salud, a la alimentación y al bienestar de todos los hombres y mujeres que habitamos el planeta tierra sin discriminación de ningún tipo.

Pero los Derechos Humanos no pueden verse sólo en su carácter individual, sino que adquieren mayores dimensiones cuando son apreciados en su carácter universal, porque la violación de uno solo de ellos, como el hambre, por ejemplo, es la violación del derecho a la alimentación de los más de 900 MILLONES de seres que la padecen en el mundo.

Hoy mismo, 62 años después de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, la pequeña Isla caribeña de Haití se alza como un verdadero monumento a la indiferencia, al olvido y a la falta de algo tan elemental para la supervivencia de la humanidad como lo es la solidaridad entre los hombres y entre los pueblos.

Haití no es sólo uno de los países más pobres del mundo sino que en lo que va de año 2010 fue víctima de un terremoto que devastó la pequeña nación y la hizo retroceder casi a la era de las cavernas, sufrió además los embates de un huracán en noviembre pasado y ahora enfrenta una dramática epidemia de cólera de incalculables consecuencias para su población, todo lo cual ha provocado la muerte de casi 252 MIL personas.

Y aún Haití espera porque el mundo le tienda la mano mientras que esa nación se muere de cólera, de hambre, de miseria y de muchas otras calamidades que contribuyen a la depauperación total de hombres, mujeres, ancianos y niños quienes claman desesperadamente por un pedazo de pan que llevarse a la boca, por un techo bajo el cual dormir o por un medicamento que le salve la vida.

Sólo Cuba, otra pequeña isla caribeña vecina de Haití, pobre y bloqueada, está respondiendo a la indiferencia del mundo con una lección de altruismo y de solidaridad ante la tragedia que vive ese pueblo hermano y allí desde mucho antes del terremoto de enero último, una brigada médica comparte la misma suerte que los haitianos y hoy la cifra de colaboradores de la salud se eleva a más de 950 de ellos 408 médicos, cifra que aumentará en las próximas semanas.

Justo es decir que también Venezuela y otros países del ALBA y Brasil contribuyen también a palear la dramática situación social que vive Haití y son también ejemplos de solidaridad.

Sin embargo, el mundo desarrollado gasta anualmente más de un MILLÓN DE MILLONES DE DÓLARES en armamentos, otro MILLÓN DE MILLONES de dólares en cosméticos e igual cifra en propagandas comerciales. Con una sola de esa suma bastaría para que Haití se levantara en busca del bienestar que todos ser humano ansía y que expresa la Declaración Universal de los Derechos Humanos. La solidaridad también lo es.