Archivo por días: 11/09/2011

Aniversario 50 de la Brigada Fronteriza

Frente a la política agresiva de Estados Unidos utilizando para ello la Base Naval de Guantánamo, el 9 de noviembre de 1961, las Fuerzas Armadas Revolucionarias creaban la Brigada de la Frontera, integrada por jóvenes y valiosos combatientes dispuestos a defender con sus propias manos ese pedazo de territorio de nuestro país.

La historia de la base yanqui de Caimanera se había iniciado el 10 de junio de 1968, cuando marines norteamericanos desembarcaron por Punta del Este, como parte de la intervención estadounidense en nuestro país durante la guerra hispano-americana. Después de la Enmienda Platt, impuesta a la primera Constitución Cubana, se cedió ese territorio a los ocupantes para ser utilizado como estación carbonera o naval. Un acuerdo firmado en 1903 por ambos gobiernos señalaba que esta base sería utilizada exclusivamente, para el fin previsto y no para otros objetivos. Nada más lejano de la realidad, pues desde ese entonces la base yanqui se convirtió en uninstrumento de intimidación y chantaje hacia los cubanos, y más a partir del triunfo revolucionario de 1959.

En ese lugar encontraron refugio seguro e impune cientos de asesinos y secuaces del batistato, convirtiendo ese pedazo de tierra cubana en un potencial peligro para la Revolución. Tanto es así que desde 1962 y hasta 1994 en que se firmaron los acuerdos migratorios, desde aquí se produjeron más de 13 500 acciones provocativas, con un saldo de 8 muertos y15 incapacitados.

La creación de la Brigada de la Frontera el 9 de noviembre de 1961, impidió convertir a ese pedazo de territorio usurpado a nuestro país en una verdadera amenaza para el pueblo cubano, y sus integrantes han cumplido con honor y valentía la misión asignada durante los últimos 50 años.

Hoy, la Brigada de la Frontera ostenta con orgullo la Orden Antonio Maceo, conferida a esa fuerza por el Estado Revolucionario, por sus destacados servicios prestados a la nación en defensa del territorio que rodea a la ilegal base yanqui de Caimanera, la cual más temprano que tarde habrá de integrarse nuevamente al sagrado suelo de la Patria.